Cerrar
  • Regístrate
  • KIKO KISSES
Cesta 0
MenuTiendas KIKO
  • Tiendas KIKO
  • KIKO KISSES

Maquillaje años 60: consejos, fotos y una guía paso a paso

¿Vuelven los 60? ¡Déjate inspirar por las propuestas KIKO y consigue un maquillaje estilo años 60 que no pasa de moda!

Hay tendencias de moda y maquillaje destinadas a ser efímeras y luego están esos looks eternos, que sobreviven al paso de los años y siempre están de moda, como el maquillaje estilo años 60. Este tipo de maquillaje se ha convertido en un icono en todos los sentidos y sigue siendo popular entre las estrellas del pop, actrices y modelos. Desde la llegada a la luna o la cultura pop, pasando por las minifaldas y los vestidos trapecio, hasta los cardados: descubre el lado glamuroso de una de las décadas más revolucionarias y transfórmate en una Twiggy 2.0 con el siguiente #GETTHELOOK.

Maquillaje nude para el rostro, "efecto muñeca de porcelana"

Maquillaje nude para el rostro, "efecto muñeca de porcelana"

Realizar un maquillaje inspirado en el ambiente del swinging London no es en absoluto difícil y te aseguramos que el resultado te dejará con la boca abierta. Es perfecto para una fiesta temática, para una velada especial e incluso si te apetece un look retro y muy sofisticado, gracias a los colores pastel y a las pestañas marcadas y con efecto dramático. Sumérgete en la era del cambio y empieza por la base de tu look: el maquillaje del rostro

El objetivo de esta primera fase es dar uniformidad a la tez para conseguir el efecto "muñeca de porcelana".

¡Allá vamos!

1. HIDRATA: pasamos horas en el gimnasio para conseguir el tan ansiado cuerpo perfecto (para nosotros, obviamente, nada de estereotipos o modelos universales: eres especial tal y como eres :)), pero, ¿qué pasa con la piel? Te parecerá raro, pero nuestra tez también necesita un entrenamiento específico. Prueba un sérum para el rostro multifunción, sea cual sea tu edad: hidrata y prepara la piel para el maquillaje en un solo gesto.

2. DA UNIFORMIDAD: elige una base de maquillaje compacta "smart", para uso en seco y mojado. La textura, envolvente y cómoda, te ayudará a unificar la tez para conseguir un efecto perfección natural.

3. FIJA: los míticos años 60 también son famosos por la laca para el pelo, ¿verdad? Para incrementar la duración del maquillaje, utiliza siempre un spray fijador (¡no olvides que además proporciona una agradable sensación de frescor cada vez que lo aplicas sobre el rostro!).

4. AÑADE UN TOQUE DE COLOR: es el momento de poner la guinda al pastel. El colorete, a menudo infravalorado, tiene el superpoder de reavivar la tez en un abrir y cerrar de ojos si se usa con destreza (en breve te daremos algunos consejos).

CONSEJOS: ¡efecto buena cara, por favor! Es verdad que cuando hablamos de colorete pueden surgir algunas dudas, en especial si en automático pensamos en un look poco favorecedor, con dos círculos en las mejillas. Aquí tienes unos trucos para aplicarlo con éxito:

Aplica el colorete a la luz del sol, con una esponja o una brocha específica (la cantidad de producto marca la diferencia, por lo que las herramientas de trabajo son fundamentales), para conseguir un resultado más natural;

Aplica los polvos de maquillaje antes del colorete, así evitarás que al aplicarlo con pequeños toques se mezcle con la base de maquillaje y podrás modular con más facilidad su intensidad.

Tu mirada, la protagonista principal. ¿Has oído hablar del cat-eye?

Tu mirada, la protagonista principal. ¿Has oído hablar del cat-eye?

No cabe duda que la mirada es la protagonista indiscutible del look años 60 y la buena noticia es que este estilo se adapta a cualquier forma o tamaño de los ojos. De hecho, este tipo de look es único y reconocible gracias al conjunto de elementos y técnicas de maquillaje: lápiz blanco a lo largo de la línea de las pestañas inferior, pestañas desmesuradas, labios rosados, cejas tupidas y definidas, maquillaje geométrico y el clásico pliegue del párpado marcado. ¡Pero hay mucho más! Por ejemplo, ¿sabes lo que es el cat-eye? Si la respuesta es no, te explicamos cómo realizarlo en un abrir y cerrar de ojos.

CONSEJOS: es una de las técnicas clásicas y (si tienes un poco de paciencia y habilidad) más sencillas para realzar los ojos, alargarlos ópticamente y proporcionarles un toque "felino".

1. Elige un delineador de ojos en gel, o bien en rotulador o lápiz de doble uso, del color que prefieras (atrévete, hay infinitas posibilidades además del negro) y un pincel específico;

2. Realiza un trazo a lo largo de la línea de las pestañas superior (siguiendo el nacimiento de las pestañas) y alárgalo hacia el exterior en sentido ascendente.

3. Modula el grosor del trazo y del rabillo: puedes alargarlo para conseguir un look de noche o trazarlo de manera sutil para un maquillaje de día femenino y muy fácil de llevar.

El crease liner y los detalles geométricos

El crease liner y los detalles geométricos

Ahora que el cat-eye no tiene secretos para ti, puedes pasar al nivel pro y jugar con las geometrías. Otro legado de belleza de los años sesenta es el crease liner o cut crease para el que, como en el estilo cat-eye, usaremos un delineador o una sombra de ojos pero, en este caso, para trazar una línea a lo largo del pliegue del párpado. No te olvides de la línea inferior de las pestañas: utiliza un lápiz blanco para hacer que el ojo parezca más grande y el delineador (o un lápiz de precisión) para alargarla hacia el exterior.

CONSEJOS: utiliza sombras de colores intensos para conseguir un efecto aún más decidido. Rellena el párpado móvil hasta el ángulo interno del ojo. Si lo deseas, puedes unir el ángulo interno y el externo con los extremos de la línea diseñada a lo largo del pliegue del párpado (como si tuvieras que dibujar una gota, para que nos entendamos).

¿Pestañas postizas o efecto patas de araña?

¿Pestañas postizas o efecto patas de araña?

En este look, las pestañas merecen una mención especial. Solo hay una regla válida: ¡exagerar! No importa si eres o no fan de las pestañas postizas, porque hay formas de enfatizarlas sin "ayudas".

CONSEJOS: ¡trabájalas, en especial las inferiores! Opta por un delineador de ojos líquido con pincel y, con mucha paciencia, dales protagonismo realizando pequeños trazos, desde la línea inferior y en sentido descendente. Pero ten cuidado: por algún extraño motivo, parece que el delineador percibe nuestra tensión y juega malas pasadas justo cuando estamos a punto de acabar.

Utiliza la máscara de pestañas olvidándote de todas las reglas de oro, que seguramente ya conoces (movimiento en zig zag, no dejar secar una capa antes de pasar a la segunda, etc.) y aplícala así: con el cepillo, dirige primero las pestañas hacia la derecha y luego hacia la izquierda, pero sin prisa. Llegados a este punto, tus pestañas deberían tener un aspecto desordenado y, ¡tachán!, ese es el famoso efecto patas de araña que combina perfectamente con el look vintage que estás creando. Labios pop en tonos claros para el maquillaje años 60

En el look años sesenta, los labios se tiñen con tonos rosas y melocotón. Olvídate de los labiales fuertes (al menos hasta la siguiente década ;)) y elige un acabado brillante efecto gloss, para dar un toque de luminosidad y modernidad al rostro.

CONSEJOS: si tienes un auténtico espíritu pop, puedes jugar con el color de tus labios y elegir dos tonos diferentes: uno para el labio superior y otro para el labio inferior. Rosa y naranja, coral suave y fucsia… ¡No pongas límites a tu imaginación!

Déjate conquistar por las vibraciones de los años 60

Déjate conquistar por las vibraciones de los años 60

Ha llegado el momento de que pongas un poco de música de esa época y te dejes llevar por las vibraciones de los años 60: respira la sensación de libertad y cambio y saca la diva que llevas dentro.

Porque en el fondo, ¿para qué sirve maquillarse si no es para sentirse ideal y a gusto con uno mismo?

Sí, sí, sabemos que ya estás frente al espejo cantando y experimentando.

Trucos al alcance de tu mano y de tu Smartphone, con la batería cargada: haz una foto a tu look y compártela con el hashtag #kikotrendsetters. Adéntrate en el mundo KIKO MILANO y sé la protagonista.

Top
Cerrar